Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image
Accesibilidad
Ir arriba

Arriba

Retinopexia neumática 23/03/2013

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Hoy en día es una técnica en desuso y se utiliza muy raramente. La fiabilidad y la eficacia de resolución de los desprendimientos de retina mediante técnicas de vitrectomía posterior combinadas o no con cirugía escleral son muy superiores y presentan una tasa menor de redesprendimientos.

La retinopexia neumática es un procedimiento quirúrgico para corregir el desprendimiento de retina.

Este tratamiento consiste en la inyección de una pequeña cantidad de un gas específico a una determinada concentración dentro de la cavidad vítrea. La burbuja de gas se expande dentro del ojo en las primeras horas y permite la reaplicación de la retina y el tratamiento de la rotura que ha provocado el desprendimiento mediante fotocoagulación con láser.

Tras la intervención es necesario mantener la cabeza en una posición determinada durante varios días para que el gas cumpla su función. Se recomienda que durante unas semanas el paciente no acuda a lugares de gran altura sobre el nivel del mar ni realice viajes en avión, pues la disminución de la presión atmosférica puede producir la expansión no controlada de la burbuja, lo cual ocasionaría complicaciones.

Pasadas unas semanas, el gas se reabsorbe espontáneamente y la retina queda sellada.


Patologías relacionadas

· Desprendimiento de retina


Procedimientos relacionados

· Retinografía

· Autofluorescencia

· Tomografía de coherencia óptica

· Campimetría visual

· Ecografía ocular


Autor

Dr. Jordi Monés, M.D., Ph.D.
Número de Colegiado COMB: 22.838
Director
Doctor en Medicina y Cirugía
Especialista en Oftalmología
Especialista en Retina, Mácula y Vítreo

Última modificación 19 Octubre, 2017 - 16:59